ANRED

ANRED
Red Nacional de Medios Alternativos

jueves, 28 de junio de 2012

LA CLASE OBRERA INICIA UNA NUEVA ETAPA POLITICA


El kirchnerismo se pasó cinco días advirtiendo sobre la plaza del “golpismo destituyente”. En cambio, en la Plaza había 70.000 trabajadores movilizados contra el gobierno del impuesto al salario, el despojo de las asignaciones familiares y el cepo a las paritarias.
Un día antes, la Presidenta había declarado que la confiscación impositiva de los salarios era una cuestión de Estado.
En respuesta, numerosas comisiones internas y hasta sindicatos seccionales pararon o se movilizaron a pesar de sus direcciones oficiales.
El paro y la jornada del 27 produjeron una conmoción política, porque fueron el primer paso de una ruptura, la cual nos debe llevar a la independencia política completa de la clase obrera.
Pasar de “columna vertebral” de una dirección patronal a una dirección política de todas las clases oprimidas.
Muy por encima, por supuesto, del horizonte de miras de Moyano -cuyo discurso fue: con el peronismo, todo; fuera del peronismo, nada.





CS en la Plaza de Mayo con los camioneros y miles de trabajadores contra el impuesto a las ganancias para los sueldos - Convergencia Socialista



Christian Castillo, dirigente nacional del PTS y ex candidato a vicepresidente por el Frente de Izquierda y de los Trabajadores (FIT) señaló que “hoy el sindicalismo clasista y la izquierda marchamos a Plaza de Mayo con nuestras propias banderas. Hicimos una gran columna que se movilizó desde el Obelisco encabezada por trabajadores del subte, de la lista Bordó de la alimentación encabezada por las comisiones internas de Kraft y Pepsico, de la lista Naranja-Bordó de Gráficos con importantes columnas de Donneley y World Color, de docentes de primaria, media y universitarios, de ferroviarios del Roca, de ATE Sur, del Hospital Garrahan y estatales de otras dependencias, entre otros”.
Castillo planteó también que “Moyano en la Plaza aunque levantó justas demandas obreras como la crítica al impuesto al salario o que las asignaciones familiares sean pagadas a todos los trabajadores hizo un planteo político claramente patronal, jugando en la interna peronista para Scioli u otros personajes por el estilo. Por eso reivindicamos habernos movilizado con una perspectiva independiente y con demandas que incluían el reclamo de paritarias libres, un salario mínimo equivalente al costo de una canasta familiar; indexación salarial mensual según el aumento del costo de vida; pase a planta permanente de los contratados; basta de precarización laboral y trabajo en negro; ningún despido ni suspensión: que la crisis la paguen los capitalistas; 82% móvil para todos los jubilados; y basta de espionaje y criminalización de la protesta social. Y también planteando la necesidad de pelear por una nueva dirección en los sindicatos y una salida propia de los trabajadores”.










No hay comentarios: