ANRED

ANRED
Red Nacional de Medios Alternativos

jueves, 31 de enero de 2013

Freno judicial a las rejas del Parque Centenario

Este es el camino: la política desde abajo, que es la que sirve con fuerza. Nuevo triunfo de una asamblea popular movilizada en Argentina: al freno de la Asamblea cordobesa de Malvinas contra Monsanto, y la liberación de los presos políticos en Bariloche se suma este triunfo politico, social y legal de la Asamblea en BsAs...(Foro Artiguista Entrerriano)


Los vecinos presentaron un recurso judicial en oposición del enrejamiento del parque, iniciado el fin de semana. El gobierno porteño argumentó que contaba con el consentimiento de la Junta Comunal 6, pero un documento lo desmiente.
AMPLIO RECHAZO A LA REPRESION QUE DESATO LA METROPOLITANA SOBRE UN GRUPO DE VECINOS Y PERIODISTAS 

La Justicia porteña ordenó ayer frenar las obras para enrejar el Parque Centenario, al hacer lugar a una medida cautelar solicitada por la asamblea de vecinos, aunque dispuso que continúe el actual vallado, hasta tanto se resuelva si es procedente o no el cierre del lugar. La medida judicial fue solicitada por los vecinos y puesteros conformados en asamblea que ayer por la mañana presentaron el recurso de amparo. 

“En este momento (por ayer por la noche) no están cumpliendo porque continúan con las obras”, contó el abogado integrante de la Comisión de legales de la asamblea, Jonatan Baldiviezo. Legisladores, organizaciones sociales y de derechos humanos repudiaron ayer la represión de la Policía Metropolitana sobre los vecinos que manifestaban pacíficamente frente al parque. El Ejecutivo porteño insistió en que las rejas son un pedido de los vecinos y que su colocación había sido resuelta por la Junta de la Comuna 6, pero en la resolución de ese cuerpo, a la que accedió Página/12, no se hace mención al cierre del perímetro del parque. 

Los asambleístas –más de 500 personas– optaron por interponer el recurso judicial antes de que el martes a la medianoche se desatara una nueva represión sobre ellos. Debatieron durante horas desde las 18 y se dividieron en comisiones, como parte del plan de resistencia al enrejamiento del centenario parque público. La represión se desató después de que alguien arrojara basura sobre la vereda “sin agredir a la policía”. La policía disparó balas de goma, y varios de esos proyectiles hirieron a la periodista de la Televisión Pública Julieta Egul. 

Luego, los manifestantes que quedaban hicieron una sentada ante el cordón de Infantería de la Policía Metropolitana, unas personas se empezaron a pelear y pronto los efectivos “hicieron una encerrona que se les fue de las manos y terminaron en realidad encerrando a los periodistas, empujando a todos hacia una confitería que está en la esquina del parque”. Tres personas que fueron detenidas por personal de civil fueron liberadas ayer por la mañana. 

“Macri gobierna con una actitud profundamente autoritaria, en vez de construir una mesa de diálogo con todas las organizaciones barriales avanza con represión. No escucha, ni consulta a los comuneros, a los bloques de la oposición de la Legislatura”, sostuvo la diputada porteña del Frente Progresista Popular, María Elena Naddeo. “Es parte de la política represiva de un proyecto de ciudad de exclusión”, denunció la organización Hijos. Por su parte, el legislador del Partido Socialista Auténtico Adrián Camps denunció la presencia de un grupo “parapolicial”: “Las imágenes transmitidas por un medio televisivo revelan que había agentes de civil, sin identificación de pertenencia a fuerza de seguridad alguna, ejercieron violencia física y colocaron precintos plásticos sobre personas que se manifestaban”. 


Página 12 - Indymedia - Leer



Argentina: La parte del todo
Se trata de la articulación del análisis de una situación económica dada con la acción política concreta y el protagonismo social que busca transformarla
El problema de intervención política es a mi juicio uno de los problemas centrales que debe resolver la izquierda hoy. Intervenir con una visión estratégica en la coyuntura, reconociendo que esta no se da en las condiciones que nosotros quisiéramos sino en las que están determinadas por los condicionamientos del mercado mundial, la acción de los gobiernos y la relación de fuerzas realmente existente.
Entiéndase bien no se trata negar que son los hombres los que hacen (hacemos) la historia como nos explicara Marx, pero sí de reconocer que esto se da sobre una realidad objetiva, no la que quisiéramos sino la que es tal como es.
No se trata de un problema meramente coyuntural. Pero para no caer en especulaciones teóricas conviene poner la discusión en términos actuales. Por ejemplo hace unos meses la portada de una revista de se preguntaba: “¿Porqué criticar la minería a cielo abierto, el pago de la deuda ilegítima, la alianza con intendentes y gobernadores mafiosos, la entrega del petróleo y el oro a españoles y canadienses es hacerle el juego o ser funcional a la derecha?”



...En nuestra comprensión no se trata solo la disputa en el nivel estatal y de las instituciones del régimen, es también que las propuestas deben ir acompañadas de una convocatoria al más amplio protagonismo social, en términos de control de trabajadores y usuarios, y cuando cuadre de la comunidad misma. Y esto nos vuelve a plantear los términos de nuestra intervención en el movimiento social en su conjunto. Debemos interpelarlo con nuestras propuestas pero también estar dispuestos a escuchar e incorporar las demandas y cuestionamientos que de allí provengan. La democratización de todas las relaciones forma parte también del todo de esta política, porque se trata de cambiar la relación de fuerzas sociales y crear fuerza social impugnadora del orden capitalista existente.

10

Si quisiéramos sintetizar el desafío, se trata de la articulación del análisis de una situación económica dada con la acción política concreta y el protagonismo social que busca transformarla.

No hay comentarios: