ANRED

ANRED
Red Nacional de Medios Alternativos

miércoles, 10 de diciembre de 2014

NO HAY PATRIA GRANDE CON LAS CUMBRES DE LO POSIBLE

-El futuro común debe ser de una democracia regional popular,
protagónica, política, económica, social, pedagógica, cultural,
ambiental y alimentaria-

La libertad de América forma mi sistema, y plantarlo mi único anhelo”
JOSE GERVASIO ARTIGAS


¿PORQUÉ LOS GOBERNANTES NO VIVEN Y LUCHAN COMO NOSOTROS?

-Reclamamos austeridad en las organizaciones y gastos de las cumbres políticas latinoamericanas. No puede ser que se dilapiden excesivamente los recursos de nuestro pueblo, mientras tenemos tantas necesidades urgentes de trabajo digno, salarios, jubilaciones, educación, salud y tantas otras cosas.

-¿Tendrán las escuelas públicas que esperar a recibir “cumbres” en el futuro para recibir inversiones? ¿Porqué no comen los presidentes sudamericanos en nuestros comedores escolares? ¿Porqué no se atienden en nuestros centros de salud? ¿Porqué no viven con nuestros sueldos? ¿Porqué no se enfrentan ellos con los narcotraficantes y las mafias de la Trata? ¿Porqué no se paran los gobernantes sudamericanos como banderilleros en los campos para señalar la zona de fumigación y envenenamiento con glifosato?. ¿Porqué no recorren todos nuestros barrios?.

¿BUITRES BUENOS Y BUITRES MALOS? ¿NACIONALIDAD DEL DELITO?

-No habrá soberanía en nuestra Centro y Sur América – Abya Yala ni descolonización si los gobernantes reunidos en ésta cumbre no disponen medidas políticas y públicas para expulsar de nuestra tierra al capital extractivo ecocida y biocida transnacional e imperialista. No hay coherencia política latinoamericana si un gobierno de la región expulsa y enjuicia a Chevrón -como el de Ecuador- y otro le da amparo y lo asocia con acuerdos “confidenciales” al saqueo de nuestros bienes comunes -como el de Argentina-. No hay coherencia si un pueblo plantea la salida de UPM-Ex Botnia y otro lo ampara y es cómplice. Y menos si ambos van a tribunales europeos como el de La Haya a dirimir conflictos entre sudamericanos. Soberanía es expulsar en primer lugar al capital extractivista, y soberanía es poner en marcha el proceso de construcción de instituciones políticas, económicas, legales, educativas, culturales, científicas y ambientales propias de nuestro sub-continente.

-Exigimos que la Cumbre en pleno respalde la lucha política, legal, popular y ambiental contra Chevrón, contra Monsanto, contra UPM-Botnia y contra todo el capital imperialista.

-No hay, para nosotros, buitres buenos y buitres malos. Todos los buitres capitalistas endógenos y exógenos, mercantiles y mafiosos, deben ser combatidos sin dobles discursos ni oportunismos vacíos. No hay coherencia latinoamericana tampoco si un país -caso Ecuador- audita su deuda externa ilegal e ilegítima y otros no. Exigimos una auditoría e investigación general y a fondo de toda la deuda externa latinoamericana y una consulta a los pueblos para definir sobre éste tema decisivo y dramático que esquilma nuestros recursos y que violenta todos los derechos sociales y humanos. Exigimos a la Cumbre escuchar el análisis de la Comisión Permanente sobre Deuda Pública que coordinan hoy la CTA Autónoma y la CGT Azopardo, junto a otras organizaciones. A los buitres estafadores y mafiosos no hay que pagarles ni en Nueva York ni en BsAs, ni hay que dejarlos que nos envenenen, nos enfermen, nos esclavicen laboral o sexualmente o nos llenen de cáncer, de droga y de muerte. Todos los buitres son buitres y deben ser combatidos sin contemplación y sin hipocresías, porque son enemigos de los pueblos.

-Tampoco hay coherencia si un gobierno, como el argentino, quiere ponerle nacionalidad dominante al delito. El delito es delito y debe pagarse, no tiene nacionalidad. La combinación de política policial y xenofobia es el peor ejemplo de presente y futuro sudamericano que podríamos construir.

MEMORIA HISTÓRICA Y POLÍTICAS DIFERENTES, PARA OTRO FUTURO COMÚN

-Hay una diagonal roja en nuestra bandera federal artiguista que nos interpela ayer, hoy y lo hará mañana. Es una diagonal que reclama defensa de nuestra soberanía en todos los órdenes: popular en primer lugar, política, económica, cultural, pedagógica, ambiental y alimentaria. No hay defensa de la soberanía mientras los pueblos tengan que mirar las reuniones de negocios de unos pocos a través de los medios. Los gobiernos de toda Centro y Sur América debe dar paso a las definiciones soberanas de los trabajadores y los pueblos.

Hay un Estado-Comunal como proyecto de transición política emancipadora propuesto desde la Venezuela Bolivariana profunda. Hay una plurinacionalidad y una descolonización cultural puesta en marcha en forma ejemplar desde la hermana República de Bolivia. Esas son algunas de las líneas políticas y sociales que debemos discutir todos los sudamericanos. Nuestro futuro político no se definirá con conferencias en Harvard.

Los pueblos deben tener derecho a elegir directamente a sus representantes en todas las instituciones latinoamericanas creadas y por crear, y además, deben tener el derecho a afirmar su soberanía a través de mecanismos de democracia participa, protagónica y directa, en todos los órdenes. Esta Cumbre debería ser la última reunión a espaldas de los pueblos. Debe ponerse fecha a la participación popular y debe ponerse en marcha y escuchar a un Consejo Económico y Social Centro y Sur Americano, donde estén representadas -sin exclusiones- todas las organizaciones gremiales, nativas-originarias, populares, estudiantiles y ambientales de nuestra Patria Grande.

EMBRIONES DEL PORVENIR QUE QUEREMOS

La actual y extraordinaria gestión obrera y social en Mady Graf -la ex Donnelley- es un embrión -como lo es Zanón-Fasinpat, como lo son tantos- de la Patria Grande real que queremos. Reclamamos nacionalización con control obrero y popular de los principales medios de producción de la riqueza de toda Latinoamérica.

Habrá emancipación respaldando y profundizando la gestión obrera, campesina, originaria y social de nuestras fábricas y de nuestra tierra. No habrá emancipación ni unidad política sudamericana ni desarrollo popular con ajuste inflacionario, con ajuste neoliberal ni con precariedad laboral, asistencialismo, marginalidad y exclusión social en sus distintas formas. Reclamamos a los gobiernos discutir con las organizaciones gremiales y populares alternativas a la contradictoria y desigual situación en la que nos encontramos.

-Necesitamos respuestas serias de la Cumbre a las necesidades urgentes de la educación pública en toda la gran región. Reclamamos una inversión latinoamericana real en educación pública que vaya hacia un 10% o 12% -como en la hermana República de Cuba- del PBI y reclamos respeto -en Ecuador, en Chile, en Argentina, en Brasil, en Uruguay, en todo el continente- a las luchas y reclamos de los trabajadores de la educación y de las organizaciones gremiales docentes. Reclamamos fin de la demagogia y la vacuidad de las políticas educativas y el fin del simplismo para analizar los problemas socio-educativos. Exigimos respeto real e inversión real en las escuelas públicas, y exigimos que todos nos hagamos cargo de las responsabilidades compartidas en el desarrollo de la educación pública: Estado, familias, docentes, alumnos, medios y sociedad. No hay ni habrá inclusión con una política demagógica o chantajista, y menos en un marco político, económico, social y cultural estructuralmente desigual, excluyente, precarizador y marginador.

-Reclamamos respeto a la autonomía y la democracia universitaria y a la soberanía pedagógica. Exigimos el fin de las recalificaciones políticas universitarias que son continuidad del neoliberalismo.

FORO ARTIGUISTA ENTRERRIANO

CTA PARANÁ

AGRUPACIÓN TIZAS OBRERAS PANZAS VERDES
Conducción AGMER MARÍA GRANDE

ASAMBLEA VICTORIA LIBRE DE FRACKING

No hay comentarios: